Expulsan a “administradora” del PCC, indagada en caso Prosegur

673

La “administradora” del Primer Comando da Capital (PCC), la abogada brasileña Marcela Antunes Fortuna (36), fue expulsada ayer de nuestro país y entregada a las autoridades de Brasil, donde tiene cuentas pendientes con la justicia. Sin embargo, igual será investigada por su posible participación en el atraco a Prosegur. Su pareja Fernando Alves de Oliveira (36) también fue deportado.

Marcela Antunes Fortuna fue entregada ayer a las autoridades brasileñas en Foz de Yguazú.
Marcela Antunes Fortuna fue entregada ayer a las autoridades brasileñas en Foz de Yguazú.

Bajo un fuerte esquema de seguridad, la pareja fue expulsada de nuestro país vía Migraciones, al residir de manera irregular en Ciudad del Este. Además, Antunes Fortuna cuenta con varias órdenes de captura por asociación criminal y lavado de dinero en Brasil y una condena de 12 años.
Ambos fueron detenidos durante el allanamiento de un apartamento situado en el 13° nivel del edificio Panorama II, del microcentro de Ciudad del Este, el martes pasado, en el marco de la investigación en el caso Prosegur.
La Policía Nacional sospecha que la mujer haya participado en la parte de logística para el golpe de 11.720.255 dólares. Los investigadores requisaron los aparatos celulares de la pareja que serán examinados en busca de evidencias relacionadas al atraco.
Acorde a fuentes fiscales, la mujer será igual investigada y si se reúne pruebas en su contra, se presentará la acusación a las autoridades judiciales de Brasil, que se encargarían del juzgamiento.
Según las Policía brasileña, Antunes Fortuna se comandaba el “departamento jurídico y financiero” del PCC. La mujer gestionaba la contratación de abogados cuando los soldados de la facción criminal eran detenidos, además, providenciaba la asistencia médica de los bandidos heridos durante tiroteos con policías.
Antunes Fortuna negó su implicancia con el PCC, pero reconoció que acostumbraba intermediar en la contratación de abogados para algunos criminales presos, por lo que cobraba una comisión, según relató.
La orden de expulsión fue dictada por la juez Nilda Cáceres, y ayer la pareja fue entregada a las autoridades brasileñas en la sede de la Policía Federal, en Foz de Yguazú.

Copia de DI16F5JUEV

Comments

Comentarios desde Facebook