¿Cómo ofender a un Zacarías?

5795

Existen varias formas de ofender a las personas, pero con este grupo de personas en particular, no hace falta esforzarse demasiado: Pedíle transparencia.
Pedirle transparencia a los Zacarías es como profanar la tumba de sus antepasados, es tocarles la oreja, darles una bofetada en la cara.
No hay, al parecer, algo en el mundo que les moleste más.
Si se fijan bien en los lugares en donde estos se desenvuelven van a encontrar un patrón que respalda dicha afirmación.
En la Junta Municipal de Ciudad del Este, basta con que cualquier concejal solicite documentos respaldatorios de las gestiones de la intendente, como para que Javier Zacarías ordene a su séquito de perfiles falsos a iniciar una campaña de desprestigio hacia el solicitante.
En la Junta Departamental ocurre exactamente lo mismo, y hoy trasladaron el mismo esquema a la Junta de Gobierno de la ANR.
Creo que tras 15 años de gestión pública, deberían haber aprendido a desempeñarse con TRANSPARENCIA.
Es cosa pública lo que administran y dar explicaciones rendir cuentas no debería ser una ofensa, sino una COSTUMBRE de parte de los mismos.
Nosotros tenemos elementos suficientes, y ellos innumerables antecedentes, como para que debamos tomar los recaudos que sean necesarios ante cada una de sus gestiones.
El país sabe que convirtieron un predio de 9 hectáreas para los mesiteros en un shopping. El Paraguay sabe que quisieron convertir el Lago de la República en un patio de comidas. El mundo les vio intentando convertir PUERTOS en un casino. Y hoy le toca, nada más y nada menos que a una seccional colorada.
Siempre el mismo esquema, el mismo discurso, y las mismas personas.
Concesionando lo que no es de ellos a 30 años.
No estoy en contra del progreso y sé que a Ciudad del Este le faltan muchas cosas.
Pero por sobre todas las cosas, lo que hace falta en Ciudad del Este y en Alto Paraná, es TRANSPARENCIA.
Ese discurso repetitivo, absurdo e infantil de Javier Zacarías, de considerar una persecución a todo aquel que le solicite transparencia y antiprogresista a los que exigen respeto al patrimonio público, ya no va.
En vez de perder el tiempo inventando historias, aprovechen para juntar los papeles que respalden su gestión.
¡Saludos y abrazo grande!

Abogado Willians Ferreira Centurión (*)

(*) Miembro titular de la Junta de Gobierno ANR

Comments

Comentarios desde Facebook

Lectores de Vanguardia

Invitación a Grupos de WhatsApp