Brasil espera que con Mario Abdo no se “altere” la gestión de Itaipu

1341

El abogado Marcos Stamm, director brasileño de Itaipu, saludó al presidente electo Mario Abdo Benítez y abordó la renegociación del tratado, prevista para el 2023. Espera que la relación con Paraguay no cambie con el nuevo gobierno y que no haya alteraciones en la gestión de la represa. La renegociación del tratado será una oportunidad para que nuestro país logre imponer su soberanía sobre el 50 por ciento de la producción de Itaipu, que hasta ahora es aprovechada en un abrumador porcentaje por Brasil.

Las declaraciones del director brasileño de Itaipu fueron publicadas en el portal de Itaipu del vecino país.

Para Marcos Stamm, Brasil y Paraguay tienen una relación muy madura en el ámbito de la Itaipu Binacional. Dijo que la elección del nuevo presidente paraguayo, Mario Abdo Benítez, no deberá provocar alteraciones en la gestión de la represa.
“Hoy la entidad vive una relación muy madura entre sus socios, porque las decisiones son siempre en consenso”, afirmó y agregó que seguirán teniendo la misma predisposición.
Stamm recordó que Brasil y Paraguay, por medio de la represa tienen una fuerte relación diplomática de integración y de generación de energía limpia y renovable, que garantiza el desarrollo de los dos socios del emprendimiento.
A poco más de una semana en el cargo como director general brasileño de Itaipu, Marcos Stamm sostuvo que llevará una gestión serena y equilibrada, también en relación a las discusiones sobre el Anexo C del Tratado de Itaipu, que trata de las bases financieras y de prestación de electricidad de la represa.
El director brasileño señaló que Binacional tiene un grupo de estudios sobre el tema. Recordó que en 2023, la deuda contraída por la construcción de la represa estará saldada. Señaló que con el fin de la deuda, si se mantiene la actual base tarifaria, cada margen (brasileña y paraguaya), tendrá un billón de dólares más por año.
El Anexo C es el principal punto de discusión en lo que será el proceso de renegociación del tratado de Itaipu previsto para el 2023, año en que aún estará como presidente Mario Abdo Benítez. Paraguay deberá negociar analizando diversas posibilidades: continuar cediendo la energía que no usa al Brasil a un precio inferior al del mercado, aumentar el precio de la tarifa, vender esa energía a otros países o utilizarla dentro del territorio nacional.

PRIORIDADES
Para el director brasileño de Itaipu entre las prioridades para los próximos años está el proyecto de actualización tecnológica de la represa. “Se trata de un esfuerzo fundamental para la sustentabilidad de la generación de energía en las próximas décadas, con récords de producción de energía eléctrica”, señaló.
La inversión prevista es de unos 500 millones de dólares, con una conclusión estimada de 10 años. “Estudiamos las alternativas no sólo para mejorar nuestras instalaciones, por medio de la actualización tecnológica, sino también para alcanzar mejores marchas de producción de energía”, manifestó.
En relación a las inversiones en el área de influencia de la hidroeléctrica, ampliada hace pocos meses para todos los municipios del Oeste de Paraná en Brasil, Stamm dijo que no sólo serán mantenidos, sino ampliados, para contribuir con el desarrollo económico y social de la región.

Comments

Comentarios desde Facebook