Zona primaria del Puente de la Amistad, un verdadero mercado

9927

La zona prima del Puente de la Amistad parece más una feria y no un zona aduanera. El lugar permanece repleto de vendedores de todo tipo y lo que menos se hace en el lugar es la fiscalización del paso de personas y vehículos y le resta total seriedad a las instituciones cuyos funcionarios están allí apostados.

Vendedores de chipa, ajo, juguetes, accesorios de celulares, entre otros, copan todos los días la zona primaria del Puente de la Amistad. Allí reina la informalidad, pues se llena de civiles cuando que la ley aduanera prohíbe la presencia de personas extrañas en esta franja que solo debería ser ocupado por funcionarios aduaneros. Además de los vendedores ambulantes, el lugar se llena de funcionarios de otras instituciones como fiscalizadores de transporte público y agentes de tránsito de la Municipalidad de Ciudad del Este, también de civiles sin identificación, entre otros.
Existe una gran diferencia con la zona primaria del Brasil, pues al otro lado del puente el lugar se maneja con mucha seriedad. Al ingresar en la zona primaria del vecino país, se puede ver a militares y agentes de la Receita Federal, quienes realizan controles de vehículos y personas que circulan por el lugar. No hay ningún vendedor y menos aún personas particulares. La informalidad y la joda en la Aduana es por la permisividad del administrador de Aduanas Alberto David Reinaldi Ojeda y el comandante de la Base Naval de Ciudad del Este, Cap. N (DEM) Silvio Vargas Méndez.

Comments

Comentarios desde Facebook