Callescuela y la Connats ya tienen casa: Añua Róga

557

La organización Callescuela y la Coordinación Nacional de Niños, Niñas y Adolescentes Trabajadores (Connats) lograron construir su propio espacio en el barrio Santa Ana de Ciudad del Este, luego de 15 años de presencia en Alto Paraná. Se llama Añua Róga y fue edificado de forma participativa.

Añua Róga es un centro comunitario, un espacio amplio donde todos tienen protagonismo. Es el hogar de Callescuela y la Connats, dos organizaciones hermanas que desarrollan actividades de formación con niños y adolescentes en situación de vulnerabilidad social.
Educadores de Callescuela empezaron en 2001 en Ciudad del Este, con los trabajadores menores de edad de los semáforos, luego con los niños del barrio 23 de Octubre y Santa Ana, teniendo como punto de encuentro el Hogar Santa Teresa. Desde 2008, la Connats ya conformada y con apoyo de Callescuela siguió sus actividades en casas, en la capilla, en el parque y en la cancha. Julia Cardozo, educadora de Callescuela, quien acompañó todo ese proceso, comentó que nunca pararon pese a la falta de un espacio físico fijo.
“Desarrollamos un proyecto productivo, que es la serigrafía y ahí empezamos a alquilar piezas y salones”, contó. La serigrafía nació como una alternativa laboral para que los menores de edad puedan seguir contribuyendo económicamente a sus familias, sin tener que exponerse a los peligros del trabajo en las calles.

APOYO INTERNACIONAL

Añua Róga fue posible mediante el apoyo de dos organizaciones internacionales: PNP Luxemburgo y Madre Tierra, de Argentina. El proceso de construcción inició en 2014 con la compra de dos terrenos en el barrio Santa Ana y Añua Róga fue inaugurado el 1 de diciembre pasado. Fueron 4 años de trabajo intenso, de diseñar en forma participativa cada espacio. “Los chicos del Km 9, de Comuneros, del barrio San Roque, Santa Ana, todos iban diciendo qué querían y ellos le pusieron el nombre”, dijo la educadora.
Añua Róga cuenta con salas para refuerzo escolar, un centro para la primera infancia, una cocina, la serigrafía, un salón multiuso para charlas y talleres. Incluso iniciaron un taller de electricidad con el Servicio Nacional de Promoción Profesional. “Es un espacio que se abre a la comunidad”, finalizó Julia Cardozo.

Comments

Comentarios desde Facebook