Pobladores de O’Leary claman por sistema de alcantarillado

1363

Pobladores del barrio San Isidro Norte, del distrito de Juan Emiliano O’Leary esperan hace más de 10 años un sistema de alcantarillado. En la zona funciona una de las escuelas más importantes de la ciudad y sobre la vía -en la que piden la obra- está ubicado el cementerio municipal. Además, la calle tiene salida directa a la ruta VII.

El acceso se inunda cada vez que llueve y genera caos en el sector.

La calle sin denominación conduce a la colonia Tembiaporã y pasa por la Escuela Básica 1863 San Isidro. También es el camino que dirige al único cementerio de la localidad. Los vecinos del lugar quedan prácticamente “estancados” porque el tramo tiene una pronunciada pendiente que se inunda por completo, cada vez que llueve.

“Es un problema que venimos arrastrando hace muchos años. Es una calle de tierra, pero no pedimos empedrado, sino un sistema de alcantarillado para que se solucione el problema de raíz”, mencionó Ramón Melgarejo, morador de la zona.
Dijo que hace un mes aproximadamente la comisión vecinal presentó un pedido formal a la municipalidad local, pero que hasta la fecha no recibieron respuestas.
“Solicitamos ayuda a la intendencia local, prometieron pasar a ver el lugar, pero hasta ahora no aparecieron y tampoco dieron una respuesta oficial”, señaló.
Recordó que ya se realizaron trabajos de rellenos de tierra en varias oportunidades, pero que cada vez que llueve de forma torrencial esta arrasa con las obras. “Acá se necesita un buen sistema de alcantarillado y después de eso recién se podría pensar en un empedrado”, destacó Melgarejo.
La vía es considerada importante en la comunidad, ya que tiene salida directa a la ruta VII, en el centro urbano de O’Leary. Además, es muy utilizada por todos los pobladores que visitan el cementerio municipal.
Los vecinos claman por las obras y piden celeridad en el proyecto, para que el próximo año los alumnos de la institución educativa no tengan inconvenientes en días de lluvia.

TIEMPO

El concejal Gerardo Cáceres admitió que aún no hubo respuesta oficial al pedido, pero aseguró que estarían trabajando para solucionar el inconveniente. “Estamos gestionando el pedido y lo más probable es que se logre, pero la obra recién se haría para el próximo año”, indicó.
Dijo que actualmente todas las maquinarias de la comuna se utilizan en la zona sur del distrito para reparar puentes caídos y calles que quedaron cortadas por varios factores climáticos. Se comprometió a dar seguimiento al problema en el lugar y agregó que estaría intermediando para que los trabajos de entubamiento comiencen lo antes posible.

Comments

Comentarios desde Facebook