Rosca familiar facturó G. 11.923 millones con ZI

3277

Una rosca familiar, integrada por pseudoempresarios y funcionarios municipales, facturó  G. 11.923 millones mediante licitaciones amañadas en la Municipalidad, durante la gestión de Sandra McLeod de Zacarías (ANR, cartista).

En 2015 la firma unipersonal Jorge Javier González Sosa, chofer de Itaipú y allegado de la violenta seccionalera zacariista Aida Molinas, fue adjudicada con cuatro licitaciones por un valor de G. 5.295.289.586. Se trata de compra de 4.000 pasacalles, servicios ceremoniales, productos alimenticios y de limpieza.
La firma unipersonal declaró como dirección el Km 10, Acaray, zona de la seccionalera Molinas.
González Sosa es pareja sentimental de Nilza Paiva, quien fungía de jefa del Departamento de Desarrollo Social de la Municipalidad. La rúbrica de Paiva aparece en varios documentos, especialmente que certificaban a la proveedora, que encaminaron las licitaciones a favor de su pareja.

Mientras que en 2017 y 2018 la firma unipersonal Marcos Aurelio González Sosa, joven de 26 años, hijo de González Sosa e hijastro de Paiva, fue adjudicada con 13 cotizadas licitaciones por valor de G. 6.627.920.985. Los contratos también fueron por servicios ceremoniales y compra de alimentos; además de materiales diversos para cursos en la escuela de Artes y Oficios.
La entonces jefa de Desarrollo Social igualmente certificó a la firma para ganar las cotizadas licitaciones.
Esta firma declaró como supuesta dirección la seccional del barrio Fátima, pero una comitiva fiscal no localizó la sede de la empresa.
El joven hasta 2016 fue auxiliar en el Departamento de Desarrollo Social, a cargo de su madrastra. Desde 2017 y con solo 24 años empezó a ganar millonarias licitaciones en la Comuna.

Comments

Comentarios desde Facebook