Abdo cumple un año de gobierno débil y en una profunda crisis

Referentes de la política nacional expresaron sus opiniones con respecto al primer año de gobierno de Mario Abdo Benítez. La mayoría coincide en que hubo expectativas que no se cumplieron y que es una gestión sin iniciativa.
Kattya González, diputada por el Partido Encuentro Nacional (PEN), manifestó que este primer año de gestión de Abdo Benítez estuvo marcado por dudas, sombras, inquietudes e improvisaciones.
Resaltó que el mandatario no tuvo un discurso firme capaz de generar en la ciudadanía la expectativa de que se están encaminando políticas públicas para mejorar las condiciones de vida.
“Pocas realidades cumplidas con el agravante absoluto que termina por darle un mazazo final que fue todo lo que se generó con la firma del acta del 24 de mayo. Es un gobierno débil, un gobierno sin planes de futuro”, señaló.
Lamentó el fracaso del primer año de Abdo en la administración del país porque “el fracaso del presidente es también el fracaso de las posibilidades de todo un país”.
Para el senador Hugo Richer, del Frente Guasu, fue un año de gestión con una notable falta de iniciativas y de políticas de impacto. Recordó que en los primeros 12 meses de la administración de Fernando Lugo ya se estaba en vísperas de concretar el acuerdo Lula-Lugo sobre Itaipú y se había declarado la gratuidad de la salud.
También comparó al gobierno actual con el gobierno de Cartes, que a un año de asunción al mando ya había tomado la iniciativa sobre la alianza público privada además de la aprobación del tope fiscal.
“Si vemos el impacto de alguna política del gobierno, no vamos a encontrar (…) ni en educación, ni en salud, muchos menos en política económica”, subrayó. Remarcó que la imagen que da Mario Abdo y su gabinete no se conectó con la gente.
Aseveró que con la crisis de Itaipú se acabó el discurso del mandatario sobre la transparencia. “Con el acuerdo con Horacio Cartes se acabó ese discurso, se acabó Mario Abdo”, aseveró.
Hoy se cumple un año del mandato de Mario Abdo Benítez. El mandatario está enmarcado en una profunda crisis política desatada por el acta secreta firmada por Paraguay y Brasil sobre la contratación de energía de Itaipú.

Facebook Comentarios