Cotizado proveedor, con operaciones morosas

4360

El clan Zacarías adjudicó licitaciones por G. 20.203 millones a la empresa Frontera Producciones, del locutor Carlos Bordón Bottino, pese a que el proveedor registra operaciones morosas. Bordón Bottino fue imputado por lesión de confianza.

Desde 2010 a 2018, Frontera Producciones fue adjudicada con 16 licitaciones en la Municipalidad de Ciudad del Este y en la Gobernación, durante la gestión de Sandra McLeod de Zacarías y Justo Zacarías respectivamente.

Según informes comerciales, Bordón Bottino registra una operación morosa. Se trata de la deuda en una empresa dedicada a la venta a crédito de vehículos. El locutor contrajo una deuda de 11.900 dólares con un plazo de 36 meses para el pago. Pero en marzo de 2014 venció el plazo y quedó un compromiso pendiente de 2.400 dólares.

Pese a la operación morosa, Zacarías y McLeod seguían adjudicando licitaciones al locutor hasta completar la suma de G. 20.203 millones.

El fiscal Anticorrupción Luis Said, que intervino en la investigación a Bordón Bottino, había sostenido que la empresa Frontera Producciones no posee capacidad financiera para adjudicarse con las millonarias licitaciones.

Bordón Bottino fue imputado por la fiscala Josefina Aghemo por supuestamente integrar una organización ilícita, que desvió G. 2.174 millones mediante contratos de publicidad en la Municipalidad esteña.

Según la Fiscalía, los exintendentes McLeod y Alberto Rodríguez otorgaron las licitaciones a Frontera Producciones, que a su vez subcontrataba a las firmas de maletín manejadas por los hermanos Gustavo, Lucía y Olga Rojas Espínola. Con esa maniobra inflaban más del 100% el costo del servicio en algunos casos.

La funcionaria Dora Rojas Espínola efectivizó cheques emitidos por la Comuna para el pago de publicidad por G. 1.445 millones.

El esquema sería comandado por el ex jefe de Prensa de la Comuna, Juan Sanabria, quien es esposo de Olga Rojas y cuñado de Dora Rojas.

Comments

Comentarios desde Facebook